Y al dejar brillar nuestra luz, inconscientemente permitimos que otros hagan lo mismo. Al liberarnos de nuestros temores, nuestra presencia automáticamente libera a otros.

Nelson Mandela

Advertisements